martes, 22 de julio de 2014

MEGAMAN X2 SNES review


Oh, cuanto tiempo sin escribir sobre un juego, siendo esto lo que más me gusta.
Y además, esta vez, un asunto pendiente: MEGAMAN X2



La misión.
Quien dijera que las segundas partes no son buenas es que nunca jugó al Megaman, saga que, recordemos, la segunda entrega fue el gran exitazo que permitió salvar el título y continuar la saga hasta que a Capcom le apeteció. De esta manera, y con la misma continuidad que en el clásico, Megaman X2 se trata de una continuación directa de su primer título ya citado en este blog, original de la SNES de 1994 y que yo he tenido que jugar con emulador (Shame on me).

Recapitulando, Megaman X2 se situa medio año después del final de Megaman X, cuando nuestro héroe un poco pasado de moda entre los Reploids, derrota a Sigma y a todos sus secuaces, aunque no de gratis, pues su amigo buenorro, Zero, se sacrifica por la causa. De esta manera, este juego comienza con que X y su equipo (formado por el Dr. Cain y supuestos anónimos) está aniquilando los últimos residuos de la revolución de Sigma cuando se le aparecen tres Reploids que se autoproclaman los X-Hunters (qué irónico) y que dicen tener las piezas de Zero y que sólo se las entregarán si logra derrotarles. Obviamente es una trampa, pero X debe conseguir todas las piezas para reconstruir a su más que mejor amigo. Sin embargo, nadie (?) es capaz de imaginar qué están tramando los X-Hunters en realidad...

El objetivo.
Sobra decir ya que este juego funciona con stages y que se trata de un side-scrolling, pero me gusta explicar las cosas. El Megaman X2 funciona con un sistema de stages y contraseñas, porque la partida no se guarda. De esta manera, cada vez que X logre superar un stage y derrotar al Maverick correspondiente y copiarle su habilidad, recibirá una contraseña numérica que dependerá de cuantos stages haya superado y cuantos upgrades tenga, sino me equivoco, y que tendrá que introducir el jugado para reanudar su partida. En cada uno de estos stages estarán los ya citados upgrades escondidos que le harán más fácil la aventura a X, porque resultan ser Sub tanks en los que podrá almacenar energía extra, o Heart tanks que harán que le suba permanentemente los puntos de vida, sin olvidar que también estarán escondidas las cápsulas del Dr. Light, que le darán a X nuevas habilidades y una armadura muy molona.

Entre esto, por los stages también estarán escondidos los X-Hunters. ¿Escondidos? Pues sí, porque por un lado han retado descaradamente a X, pero por otro lado no les combiene que recupere las piezas de Zero. Es más, aquí reside el punto clave del juego: Si logras derrotar a los tres X-Hunters antes de llegar a la X-Hunter Base, recuperarás todas las piezas de Zero y el Dr. Cain lo podrá arreglar; sin embargo, si no logras recuperar alguna o ninguna de sus piezas, los X-Hunters atracarán al Dr. Cain y le robarán el chip de control de Zero, la única pieza que les faltaba, teniendo así una batalla extra no demasiado agradable que, para colmo, se encadenará con la doble batalla contra Sigma. Efectivamente, este juego tiene "dos finales", por decirlo de alguna manera, a pesar de que la conclusión es la misma.

En resumen, tenemos 8 stages con sus correspondientes jefes, en los cuales se encuentran escondidos los 3 X-Hunters; luego tenemos la base secreta de éstos que también se compone de 3 stages, más un stage muy particular y típico de juegos posteriores que se compone de teletransportes en el que tendremos que derrotar a los 8 jefes anteriores de nuevo y todos seguidos, y que tras superar el reto se nos desvelará la verdad y el stage final, que dependiendo de si has logrado recuperar todas las piezas de Zero, tiene dos o tres jefes finales, cada uno más loco que el anterior.


La dificultad del juego es difícil de concretar, hay unos cuantos momentos en los stages que es para maldecir a quien se le haya ocurrido la idea, como el pasillo vertical que debes escalar mientras una columna de lava avanza sin pausa tras de ti en el stage de Flame Stag, o ese zig-zag de pinchos que debes atravesar para conseguir el último upgrade en el tercer stage de la X-Hunters Base, pero en general no están difíciles. Igual que los jefes, hay jefes que enseguida ves su patrón de ataque y es cuestión de tiempo y ritmo conseguir la victoria, y hay otros jefes que lo único que puedes hacer es atacar y rezar para que te pegue lo menos posible. Y luego está Serges, él sí que es una pesadilla, las dos veces que luchas contra él.
Eso sí, en el emulador que utilizo yo está la opción de jugar con el teclado, y eso me ha hecho abrir los ojos una vez más para darme cuenta de que estos juegos son de controller, no de teclado. Es más, yo al principio usaba un controller con botones redonditos que eran un verdadero obstáculo para superar incluso el stage de introducción, y hasta que no programé mi otro controller de botones planos la semana pasada, la idea de poder jugar a este juego no se me pasó demasiadas veces por la cabeza. Es muy importante encontrar un controller cómodo para poder jugar a juegos de plataformas.

Estéticamente hablando, lo que más adoro de esta saga es la capacidad de hacer profundidad a partir de los colores, porque, realmente, los únicos elementos delineados son X y los elementos con los cuales puede interaccionar. Aún así, el resto de elementos quedan claros y son inconfundibles, e incluso dentro del fondo utilizan la desaturación para diferenciar elementos en planos que incluso se encuentran más atrás, creando escenarios que quedan creíbles. Hay un stage en concreto, el de Bubble Crab, que se trata de una cueva submarina y que comienza en la entrada, donde se puede ver una preciosa puesta de Sol hecha con tres colores. Lo cual me recuerda que dentro de los stages también existe una narración de entrada-primera parte-segunda parte-boss que se entiende gracias al diseño del stage, cuyos elementos cambian a medida que se avanza en esta narración.

En cuanto a la música, volvemos a encontrar temas de esos que no se olvidan, el Opening sin ir más lejos hace que la sangre comience a hervir, al igual que la Intro Stage, aunque no mejor que la Intro Stage de la entrega anterior. En cuanto a soundtracks de stages, sin lugar a dudas la de Flame Stag es la mejor. Indudable. Es una melodía con mucho ritmo donde la batería cobra mucho protagonismo y las guitarras hablan por sí solas. Es muy buena esa track, de esas que nunca olvidas. Pero, para recordar eternamente, el tema de Zero, que es indescriptible el sentimiento de cuando aparece y le vuelves a ver.
Otra muy buena track de stage es la de los dos primeros stages de la X-Hunter Base. Un tema que te grita que si te gustó lo anterior, prepárate para lo que sigue. Y, finalmente, el tan romántico Ending Theme, lleno de tantas preguntas y dudas mientras nuestros héroes miran juntos el atardecer, seguido del Credit Staff, un tema alegre para un final feliz.

No me hagas decir lo que creo que eres tu, Sigma, no me lo hagas decir.
Finalmente, decir que, en mi opinión, es una de las segundas partes que más me ha gustado, hasta el extremo de poder decir que el primer juego y este segundo forman un pack indivisible y podrían ser un único juego. No entiendo de ninguna de las maneras cómo no le hicieron remake para PSP a este también, es una verdadera pena, porque el primer juego exigía una segunda parte para rescatar a Zero, con escenas de anime. Hubiera sido sublime.
Pero entonces quedaría algo extraño, porque cuando en el Maverick Hunter X completabas la partida con X desbloqueabas un OVA muy bonito en el cual, entre otras cosas, se moría el Dr. Cain, y aquí en este juego parece que logró escapar milagrosamente del bombardeo que le envió Sigma... Cuando me apareció me quedé muy a cuadros, la verdad, en plan "¿Pero tu no habías muerto en el juego anterior?".
Eso sí, como decía, así como el Megaman 2 te lo puedes jugar sin necesidad de jugarte el título anterior, no ocurre así con el Megaman X2: Jugar la primera entrega es completamente necesario.

Así, lamentando el hecho de no tener remake para PSP como el primer juego y no poder exhibirlo en mi estantería, pero mientras tanto instalando el siguiente en el PC, me despido muy satisfecha por este final feliz que acaba con ese sentimiento de tristeza que despedía el final del primer título.

Es tan oficial que nadie puede decir lo contrario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cute Spinning Flower Red